Villa Rica
Colinas de Santa Fe: “Los policías a los que pedimos ayuda secuestraron a mi hijo”
+ Griselda Barradas, del Colectivo Solecito, narra cómo fue la búsqueda de su hijo Pedro
Publicado: Jueves, 16 de Marzo de 2017
Por: Animal Político
Texto
 
Compartir 
 
/ Veracruz, Ver.
.- Colinas de Santa Fe: “Los policías a los que pedimos ayuda secuestraron a mi hijo”
Veracruz, Ver. Animal Político viajó a Colinas de Santa Fe, en el Puerto de Veracruz, para platicar con las madres del Colectivo Solecito, quienes buscan a sus hijos desaparecidos en la que hasta la fecha es la mayor fosa clandestina del sexenio en México. En esta primera entrega de tres, Griselda Barradas Huesca narra cómo fue la desaparición y los posteriores años de búsqueda de su hijo Pedro; un agente del MP que junto a su secretario Gerardo, son hasta la fecha las únicas dos víctimas identificadas entre 249 cadáveres.

Cinco balazos

La luz perpendicular del mediodía quemaba a plena intensidad, cuando Griselda escuchó el sonido seco de cinco disparos.

¡Pam, pam, pam…!


Los balazos se escucharon claros a un par de cuadras de su casa en Cardel, una pequeña localidad ubicada a 37 kilómetros del Puerto de Veracruz. Pero Griselda no se alteró, ni corrió a refugiarse. Si acaso, dice encogiendo los hombros, le extrañó que los maleantes ya tuvieran la desfachatez de no esperar a que cayera la noche para cometer sus crímenes.

Tras la última detonación, la mujer volvió a su rutina: se metió a la ducha, comió algo que ya no recuerda, y más tarde salió a la calle para hacer unos mandados.

A las 16.30 horas, cuando ya caminaba de regreso a su domicilio, Griselda vio a lo lejos la camioneta Cheyenne blanca que la hoy Fiscalía de Veracruz había asignado a su hijo Pedro, un agente del Ministerio Público de apenas 30 años de edad y un extenso currículum de licenciaturas, Maestrías, y 10 años de servicio en Ministerios Públicos de diferentes regiones de Veracruz, como Atoyac y Cuitláhuac.

Contenta, Griselda tomó de su bolsa el celular y le mandó un mensaje a su hijo para pedirle que regresara y saludarlo unos minutos.

Al final de la calle, la camioneta se detuvo, dio la vuelta y se dirigió hacia ella.

Pero Pedro no manejaba el vehículo.

-Cuando vi que mi nuera se bajó del coche con los ojos llorosos tuve de inmediato un mal presentimiento –asegura Griselda con la mano puesta en el pecho-. Me acerqué a ella y le dije: “Dime qué le ha pasado a mi hijo”.

Haciendo un esfuerzo por controlar el llanto, su nuera Yiridia le trató de explicar que, al parecer, un comando armado había atacado unas horas atrás a Pedro y a Gerardo Montiel, su secretario particular, y que habían dejado su camioneta abandonada en un paraje.

-Los "balacearon" y se los llevaron.

Aturdida, Griselda no entendía nada de lo que le trataban de explicar.

Fue como hasta las seis, un par de horas más tarde, cuando ya lo vio todo con una claridad que le estremeció el cuerpo: los cinco balazos que había escuchado en la mañana eran para su hijo.

“La patrulla de la Policía entregó a mi hijo”

Casi cuatro años después de aquel 15 de abril de 2013, Griselda recuerda la escena sentada en una de las bancas que hay en el paseo marítimo del Puerto de Veracruz, entre turistas con sombreros tipo Panamá que fotografían los buques amarrados a tierra, y los soldados de la Marina que deambulan por la zona con caras de aburrimiento.

Tras recibir la noticia, continúa narrando la veracruzana, ella y su nuera pidieron ayuda a la comandancia de Policía de Cardel para que una patrulla las escoltara hasta Las Bajadas, en el Puerto de Veracruz.

Allí avisaron a la Marina de la desaparición de Pedro, puesto que llevaba trabajando ocho meses como Fiscal Especial adscrito a la Secretaría de Marina como parte de ‘Veracruz Seguro’, un operativo ideado para tratar de frenar la delincuencia en un estado que en 2013 registró 863 asesinatos –en 2016, esa cifra se disparó a mil 258, 45% al alza-.

Una vez en la base militar, los policías insistieron en retirarse de inmediato, a pesar de que les solicitaron que se esperaran para escoltarlas de regreso. Sin embargo, Griselda cuenta que, tiempo después, supieron por un testigo que las prisas de los policías por desaparecer cuanto antes se debía a que habían participado en el secuestro de Pedro y Gerardo.

-La patrulla que nos escoltó fue la misma que los entregó. Es decir, les dio tiempo de entregarlos, regresarse a su puesto, y luego todavía fue con nosotras a Veracruz para escoltarnos –denuncia Griselda, quien añade sarcástica que, curiosamente, al día siguiente de la desaparición de su hijo, cambiaron a todos los policías de Cardel sin explicación alguna.

En este punto de la historia cabe precisar un apunte: si bien las dos personas que fueron detenidas semanas después del secuestro de Pedro y Gerardo declararon que recibieron ayuda de agentes de la Secretaría de Seguridad Pública estatal, tal y como publicaron medios veracruzanos como el blog Expediente, hasta el momento no hay policías detenidos por el caso.

No obstante, la participación de la Policía Estatal en secuestros no es un hecho aislado en Veracruz.

Por ejemplo, en enero de 2016, cinco jóvenes de Playa Vicente fueron entregados al crimen organizado luego de que policías estatales los detuvieran en un retén en Tierra Blanca. Y poco después, en marzo de ese año, otros tres jóvenes de Papantla fueron desaparecidos por la policía. De hecho, según datos oficiales, Veracruz es la tercera entidad en el país que tiene más policías estatales reprobados en confianza: el 26% de la corporación, o casi 3 de cada 10 elementos.

Tras recordar el pasaje de la policía, Griselda niega con la cabeza y dice que no sabe con exactitud por qué desaparecieron a su hijo. Aunque sin entrar en muchos detalles, explica que Pedro desmanteló meses antes de su secuestro a una red criminal en Córdoba, en la zona centro de Veracruz, y eso pudo haber molestado a bastantes personas, tanto autoridades como criminales.

-Creo que mi hijo era demasiado honesto en su trabajo y eso no le convenía ni le gustaba a mucha gente. Les estorbaba.

“Miraba la fosa y le preguntaba: ¿Hijo, serás tú quién está ahí?”

Con la desaparición de Pedro, su familia se quedó paralizada inicialmente por el trauma y la incertidumbre. Además, la viuda de Pedro, Yiridia, asegura que tuvo que enfrentar el estigma del “algo habrá hecho” de algunas personas que susurraban que Pedro fue levantado por vínculos con el crimen organizado.

-Mucha gente en Cardel no sabía a qué se dedicaba mi esposo. Y como anteriormente habían levantado a otras personas que tal vez sí andaban mal, pues pensaron que él también era un malandro –dice Yiridia, que añade que cuando Pedro desapareció hubo personas que dejaron de asistir a su academia de ballet, en Cardel.

Con el paso del tiempo, Griselda comenzó a moverse. Pasó por varias organizaciones civiles que buscan a personas desaparecidas, hasta que en 2016 las madres del Colectivo Solecito la invitaron a unirse.

Con ellas participó en una protesta el 10 de mayo por la desaparición de sus hijos. Y ahí fue cuando “un muchacho” les entregó un “regalo” por el Día de la Madre: un mapa dibujado a mano con las indicaciones precisas para llegar al predio Colinas de Santa Fe, a unos pocos kilómetros del Puerto de Veracruz.

De acuerdo con el mapa, aquel predio del tamaño de un campo de futbol era un enorme cementerio clandestino que un grupo del crimen organizado usaba para desaparecer a cientos de personas.

El 3 agosto de 2016, el grupo de mujeres comenzó a excavar la tierra. Y a los pocos días, salieron a flote las primeras fosas. Y luego más, hasta que en la actualidad, seis meses después, suman 125 fosas, 249 cadáveres, y al menos 14 mil restos óseos en la que ya es la fosa clandestina más grande de México en lo que va de sexenio.

-Desde que llegué el primer día, le dije a una compañera: ‘Yo siento que mi hijo está enterrado aquí. No sé en cuál de estas fosas, pero él está aquí’.

Y en efecto, en una de las tumbas estaban Pedro y su compañero Gerardo. Las dos primeras víctimas que gracias en buena medida a que fueron enterradas con sus credenciales, fueron rápidamente identificadas por las autoridades entre cientos de cuerpos que aún esperan las pruebas de ADN por falta de recursos, tal y como reconoció la Fiscalía veracruzana.

-Cuando escarbaba la tierra no lo podía reconocer, pero sé que estuve muy cerca de la fosa de mi hijo. Estuve a unos metros, a unos pasos de él. De hecho, había un campamento muy cerca de la fosa y yo me quedaba ahí sentada, mirándola, y diciéndole: “¿Serás tú, hijo, quién está ahí al lado de mí?”.

“Su trabajo le costó la vida y la Fiscalía no lo reconoció. No fueron ni al sepelio”

El viento cargado con agua de mar arrecia y Griselda se acomoda el pelo que luce pintado de un ligero color rojizo.

El dolor por la ausencia de su hijo estará presente toda su vida, dice mientras sostiene una foto a color tamaño carta en la que Pedro, vestido con un saco blanco y una camisa beige, mira muy sonriente a la cámara. Pero haberlo encontrado en Colinas de Santa Fe después de cuatro años de búsqueda, le ha regresado algo de paz a su vida y a la de su familia.

Ahora, al menos ya puede hablar de su hijo sin que se le quiebre la voz a cada rato. Puede, por ejemplo, recitar con orgullo que su Pedro es licenciado en Derecho, que tiene una maestría en Derecho Procesal, otra en Psicología criminalística, y que si no hubiera decidido prepararse para ser Ministerio Público, muy probablemente también habría terminado su Doctorado.

-Nadie puede decir que mi hijo llegó a Fiscal Especial por un ´palancazo’. Todo fue gracias a su esfuerzo –presume Griselda, que recuerda a su hijo años atrás estudiando durante largas noches con un café para no quedarse dormido, y con la ambición de poder hacer bien su trabajo.

Quizá por esa dedicación, lamenta Griselda, a la familia le duele aún más que la Fiscalía de Veracruz no le haya dedicado a Pedro ni un mínimo gesto de reconocimiento a una labor “que le costó la vida”.

-Según decía mi hijo en vida, él tenía muchos amigos en la Fiscalía –la mujer mira al suelo, guarda silencio, y niega con la cabeza-. Pero cuando fue su sepelio, ninguno de sus compañeros se presentó para despedirlo.
ELIZABETH MORALES DEJARÁ LA PROFECO PARA SER LA NUEVA DELEGADA DEL ISSSTE

La exalcaldesa de Xalapa, Elizabeth Morales García, deja la delegación de la Profeco para ser la nueva delegada del ISSSTE en Veracruz. De acuerdo con información de la dependencia federal, Morales García rendirá protesta en los próximos días, una vez que haya presentado su renuncia en la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco). Cabe recordar que Elizabeth Morales García ha desempeñado varios cargos como servidora pública, también fue diputada federal, así como dirigente estatal del PRI.
UNO DE LOS "PORKYS" SOLICITA NUEVO AMPARO CONTRA FORMAL PRISIÓN

Enrique Capitaine, acusado de abusar sexualmente de la joven Daphne en enero de 2015 en Boca del Río, Veracruz, impugnó nuevamente el auto de formal prisión dictado en su contra. El integrante del grupo conocido en redes sociales como “Los Porkys de Costa de Oro” solicitó un amparo contra el auto de formal prisión que emitió, por segunda ocasión, el Juez Tercero de Primera Instancia del Distrito Judicial de Veracruz en el proceso que se sigue por la violación de la joven.
ANAYA Y YUNES, INVOLUCRADOS EN NEGOCIO MILLONARIO CON LA BASURA DE OAXACA

Lo comenta la página REGENERACIÓN: El dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Ricardo Anaya Cortés, el Gobernador de Veracruz, Miguel Ángel Yunes Linares y otros dirigentes panistas están involucrados en un negocio millonario y deshonesto con la basura de Oaxaca, que provocaría contaminación ambiental y afectación de la salud del pueblo zimateco. Se trata de un proyecto de planta de tratamiento de basura en el municipio oaxaqueño de Zimatlán de Álvarez, bajo la responsabilidad de la empresa originaria de Veracruz, Grupo MARECO ISR, dirigida por Juan Carlos Sierra García, según indica el Consejo Ciudadano Zimateco, citado por el medio Cuarta Plana. El proyecto requeriría una inversión de 400 millones de pesos que se obtendría engañando a las autoridades municipales para que usen sus participaciones federales como garantía de pago ante una instancia bancaria que otorgaría el préstamo.
ACUSA PERIODISTA MARCOS MIRANDA PERSECUCIÓN DE YUNES LINARES

El periodista veracruzano Marcos Miranda Cogco, conocido como “Marmiko”, solicitó el apoyo del Gobierno Federal, pues asegura que existe una “campaña negra” en su contra, orquestada por el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares y el fiscal General del Estado (FGE) Jorge Winckler Ortiz, a quienes responsabiliza de lo que pudiera pasarle a él o a su familia. “Pretenden aplicar la ley del garrote en mi contra con esta persecución, no solo en contra mía, sino en contra de mi familia y no lo voy a permitir, no me van a callar, yo voy a seguir criticando lo que está mal, no solo del gobierno de Yunes, de cualquier gobierno, de cualquier partido”. Entrevistado vía telefónica, el director de la agencia informativa Noticias a Tiempo manifestó que ha sido objeto de acoso por parte del Jefe del Ejecutivo Estatal y del fiscal, debido a que, asegura, ha sido crítico con el actuar de la actual administración.
FAMILIA DESAPARECIDA DE QUERÉTARO, EN FOSAS DE ALVARADO

Entre los 47 restos encontrados este domingo en las ocho fosas clandestinas descubiertas en la comunidad del Arbolillo, en Alvarado, Veracruz, se localizaron los restos de tres integrantes de la familia Sánchez Pérez, originaria de Querétaro. Los tres integrantes de la familia Sánchez Pérez, desaparecieron el pasado 3 de septiembre cuando se dirigían de Alvarado al Puerto de Veracruz, a un festival.
ORDENAN RETIRO DE SPOT DE MOVIMIENTO CIUDADANO

La Comisión de Quejas y Denuncias del Instituto Nacional Electoral (INE) ordenó la suspensión de dos promocionales de radio y televisión del partido Movimiento Ciudadano en Veracruz por uso indebido de la pauta. En sesión extraordinaria urgente dio un plazo de seis horas al partido para el retiro y la sustitución de los spots donde aparece el presidente de su Consejo Nacional, Juan Manuel del Río Virgen, quien es precandidato a la presidencia municipal de Papantla de Olarte. Por unanimidad la Comisión determinó que, bajo la apariencia del buen derecho, la aparición del precandidato en los promocionales de intercampaña del partido podría traer como consecuencia una vulneración al principio de equidad en la contienda electoral.
COLECTIVO SOLECITO PIDE APOYO INTERNACIONAL EN CRISIS DE DESAPARECIDOS

Es momento de que organismos internacionales se involucren de lleno en México, dijo la coordinadora del Colectivo Solecito Veracruz, Lucía de los Ángeles Díaz, quien encabezó las tareas para ubicar uno de los cementerios ilegales más grandes del país. "Por favor apoyen a México", dijo. "Nosotros ya nos hemos cansado de pedir el apoyo de organismos internacionales, como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Cruz Roja Internacional. La respuesta ha sido nula hasta la fecha. A ellos les falta involucrarse más en el tema de México", afirmó Díaz en entrevista a Efe. Según cifras oficiales, de 2011 a 2016 fueron localizadas en el estado 258 fosas clandestinas con al menos 463 víctimas y miles de restos humanos.
CONSEJERO DEL NUEVO AEROPUERTO DE LA CDMX FUE MANO DERECHA DE DUARTE Y FIDEL

José Salvador Sánchez Estrada, ex funcionario de los gobiernos de Javier Duarte y Fidel Herrera en Veracruz que está siendo investigado por la Auditoria Superior de la Federación, es consejero del Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM) para el Nuevo Aeropuerto de la Ciudad de México (NAICM), revela una investigación de Poder. Sánchez Estrada está siendo investigado por la ASF por un supuesto desvío de recursos en el Estado de Veracruz y el actual gobernador de la entidad, lo denunció junto a otros funcionarios por formar parte de la trama de aviadores de la Secretaría de Educación del estado.
MUEREN TRES PRESUNTOS AGRESORES EN POZA RICA

La tarde de ayer tres personas resultaron muertas tras sostener un enfrentamiento con elementos de la Fuerza Civil. A través de un comunicado, se informó que las personas armadas fueron ubicadas en la Central de Abastos, sobre Avenida Puebla de la colonia Palma Sola, en Poza Rica, Veracruz. Dichas personas viajaban en un vehículo con reporte de robo, al notar la presencia policial buscaron darse a la fuga abriendo fuego en contra de los oficiales de la fuerza civil. El saldo, los tres agresores murieron y resultó dañada una patrulla con ocho impactos de proyectil de arma de fuego. En el lugar de los hechos se encontraron dos armas cortas y una larga.
INSEGURIDAD EN PUEBLA POR AJUSTES EN VERACRUZ

El incremento de la delincuencia organizada, del robo de combustible y a transportistas en el Estado de Puebla podría obedecer a la eliminación de más de 100 retenes de seguridad por parte del Gobierno de Veracruz en carreteras que comunican a ambas entidades, explicó Rubén Salazar Vázquez, director general de Etellekt Consultores. A decir del especialista, la operación de “El Bukanas” y de la célula de “Los Zetas” que lidera en la entidad, así como su huida el jueves pasado hacia Veracruz, puede estar relacionada con el hecho de que el gobernador de dicho Estado, Miguel Ángel Yunes Linares, ordenó la eliminación de algunas medidas de seguridad estratégicas como retenes en vías de comunicación que conducen a Puebla.
 
 
PasillosDelPoder.com
Diseño y programación Firewall Soluciones